Definición de Pupila

Pupila - Su Significado, Definición, Concepto e Importancia

Definición de: Pupila y su Importancia

Abertura circular, dilatable y contráctil en la parte media del iris que da paso a los rayos luminosos. Normalmente se dilata en la oscuridad y en la visión lejana y se contrae a la luz intensa o con la visión próxima (acomodación). También se dilata por el dolor o la excitación. El uso de ciertas drogas dilata o contrae la pupila según cuáles sean y su acción tóxica.

Se conoce como pupila al círculo negro que, ubicado en el medio del iris, posibilita el ingreso de la luz. Esta abertura, que puede contraerse o dilatarse de acuerdo a las necesidades, se encarga de la regulación del nivel lumínico que accede a la retina.
Lo habitual es que la pupila tenga entre tres y nueve milímetros de diámetro, de acuerdo a la persona y a la situación. Cuando el sujeto se encuentra en un ambiente oscuro, la pupila se ensancha en un intento por absorber más luz.
Estos cambios de tamaño son posibles gracias a dos músculos que, inervados según el caso por nervios simpáticos o parasimpáticos, impulsan la apertura o el cierre de la pupila.
La contracción de la pupila, que recibe el nombre de miosis, es una respuesta orgánica al incremento de la luminosidad. Esta reducción del tamaño de la pupila, de todos modos, puede provocarse por otros factores, como una enfermedad o el consumo de determinados fármacos. El sistema nervioso parasimpático se encarga de regular la miosis.
Lo opuesto a la miosis es la midriasis, que es la dilatación de la pupila. Regulada por el sistema nervioso simpático, esta respuesta supone una reacción a la oscuridad.
Pupila, por otra parte, es la versión femenina de pupilo. Este término refiere a los alumnos que reciben alguna comida en el centro educativo o que directamente viven allí, pernoctando en sus instalaciones: “En mi niñez fui pupila de una escuela de monjas”, “Las pupilas del Colegio San Bautista se han quejado públicamente por el trato que reciben sus docentes”.