Cuál es el Significado de Picaro - Concepto, Definición, Qué es Pícaro

Definición, Concepto, Significado, Qué es Pícaro



1. Concepto de Pícaro

El término pícaro es un adjetivo calificativo que se utiliza para designar a aquellas personas que se caracterizan por tener una personalidad simpática, alegre y con algún nivel de gusto por las travesuras, la malicia o la ironía. Los niños suelen ser pícaros pero el término se puede aplicar a cualquier persona sin importar su edad. La picardía es una de las características que pueden definir la personalidad de los individuos y en algunos casos también la pueden desarrollar los animales, especialmente los animales domésticos.
La picardía es una característica o un rasgo de la personalidad que tiene que ver con la simpatía, con la gracia, con el buen humor y con la travesura o la maldad (quizás inocente). En este sentido, la picardía ha sido siempre un elemento importante del teatro cómico ya que es una forma de decir cosas que normalmente serían criticadas a través del humor y de la gracia.
Ser pícaro implica ser una persona con humor y además con un nivel de inteligencia ya que se supone que todo lo que se dice es por una razón especial, o que se busca significar algo particular con ello. Una persona (o incluso un animal pícaro) puede actuar con gracia para obtener sus beneficios, para dejar sentada su opinión o para burlarse de otros, por ejemplo cuando se dice que una persona realizó una picardía al decir algo y lo hizo con humor o gracia. La picardía es muy típica de ciertos ambientes pero no es aceptada en otros, por ejemplo el ámbito laboral en el cual el profesionalismo, la sobriedad de actitud y las formas respetuosas son particularmente importantes. Tal como se dijo antes, la picardía es muy típica de los niños que tienen siempre un espíritu inocente y que actúan siempre de acuerdo a sus razonamientos más puros.


2. Significado de Pícaro

Pícaro puede emplearse como sustantivo o como adjetivo. El concepto se refiere al sujeto de dudosa moral que apela a su astucia para obtener ciertos beneficios o para aprovechar una condición.
Por ejemplo: “Donato logró crecer en esta empresa porque es pícaro y sabe estar siempre en lugar adecuado, en el momento preciso”, “Ese señor fue pícaro y no respetó la fila como todos nosotros”, “Me agrada la gente pícara que saca provecho de sus oportunidades”.
Hay que destacar que la noción no se utiliza siempre con carga negativa. En ocasiones, el calificativo de pícaro se aplica a alguien que actúa con viveza, tal vez bordeando los límites de la ética, pero sin llegar a realizar una acción negativa o digna de condenar: “El delantero, pícaro, aprovechó una distracción del arquero y anotó el primer gol”.
El calificativo, por otra parte, también menciona a aquel que actúa sin pudor, de manera libidinosa o intenciones lascivas: “No seas pícaro y quita la mano de ahí”, “¿Por qué me miras con esos ojos pícaros?”.
En la literatura clásica de España, un género muy popular es la novela picaresca. Se desarrolló sobre todo en el denominado Siglo de Oro, mientras se acercaba el final del renacimiento y empezaba la época del barroco.
Este género parodiaba las historias épicas y los relatos de caballerías, contando con protagonistas que eran antihéroes y que revelaban problemas sociales de la sociedad española.
Por extensión, se conoce como picaresca a otros géneros artísticos cuyos personajes centrales eran pícaros. Puede hablarse, así, de una comedia picaresca cuando su humor gira en torno a la sexualidad y al doble sentido.