Cuál es el Significado de Ley. Concepto, Definición, Qué es Ley

Definición de Ley


1. Significado de Ley

Nuevamente estamos delante de un término que, etimológicamente hablando, proviene del latín. Puntualmente, este deriva de lex, el cual guarda su mismo significado. La palabra que le da vida a este artículo no es otro que Ley. Si uno toma el diccionario enciclopédico ilustrado Manual Sopena, verá que en su primera acepción sostiene: regla y norma constante e invariable a que están sujetas las cosas. Por su parte, el Diccionario Manual de la Lengua Española (Editorial Larousse) cuenta con un significado similar, aunque algo más extenso: regla o norma establecida por una autoridad superior para mandar, prohibir o regular alguna cosa.
De lo anteriormente explicado se deduce entonces que una Ley viene a ser una norma jurídica, la cual debe ser dictada por un legislador. O sea, un precepto que ha sido establecido por una autoridad competente. En este sentido es que se prohíbe o manda algo estando en plena consonancia con la Justicia. Por su puesto que al no cumplirse, quien la viole estará en condiciones de recibir una sanción correspondiente. Para ejemplificar su uso en alguna charla cotidiana, podríamos decir: la Ley no sólo está para respetarla y conocerla, sino también para cumplirla.
En tanto, una de las funcionalidades centrales de la Ley radica en contribuir al logro del bien común de los ciudadanos que integran una sociedad, la cual se encuentre organizada por deberes y derechos. A su vez, el nacimiento de las leyes se dio con el fin de limitar el libre albedrío de las personas; mientras que, al mismo tiempo, actúa como el principal control con el que cuenta el Estado para vigilar la conducta de quienes componen la sociedad.
Por su lado, si se vive bajo un régimen de carácter constitucional, la Ley vendría a ser una disposición que cuenta con la aprobación de las Cortes y que pueden ser sancionadas por el jefe de estado. En otro orden, como norma jurídica, una Ley debe cumplir con estos principios: generalidad, obligatoriedad, permanencia, abstracta e impersonal y conocida.
Sinónimos de Ley
Claro que la palabra que en esta oportunidad nos ha reunido cuenta con ciertos sinónimos. Repasémoslos: legislación, código, estatuto, ordenanza, plebiscito, norma, edicto, disposición, principio, medida, jurisprudencia, justicia.

2. Definición de Ley

La ley es una norma jurídica dictada por una autoridad pública competente, en general, es una función que recae sobre los legisladores de los congresos nacionales de los países, previo debate de los alcances y el texto que impulsa la misma y que deberá observar un cumplimiento obligatorio por parte de todos los ciudadanos, sin excepción, de una Nación, porque de la observación de estas dependerá que un país no termine convertido en una anarquía o caos.
Como bien les decía recién, dado que la finalidad de las leyes es contribuir al logro del bien común de las personas que forman parte de una sociedad organizada bajo determinados deberes y derechos, su incumplimiento, por supuesto, traerá aparejada una sanción que puede, según la importancia de la norma que se haya violado, implicar un castigo de cumplimiento en prisión o bien la realización de algún trabajo de tipo comunitario que no conlleva la privación de la libertad per se, pero que deberá ser cumplido a rajatabla, igualmente, para así dejar saldada la falta cometida.
Las leyes nacieron con el objetivo de limitar el libre albedrio de los seres humanos que viven insertos en una sociedad y es el principal control que ostenta un estado para vigilar que la conducta de sus habitantes no se desvíe, ni termine perjudicando a su prójimo.
Las leyes son la fuente principal del derecho y se distinguen por las siguientes características: generalidad, lo que les decía anteriormente, que deben ser cumplidas por TODOS, sin excepción; obligatoriedad, suponiendo un carácter imperativo-atributivo, lo cual significa que por un lado otorga deberes jurídicos y por el otro derechos; permanencia, esto quiere decir que cuando se las promulga no tienen una fecha de vencimiento, por el contrario, su duración será indefinida en el tiempo hasta que un órgano competente determine su derogación por alguna causa valedera y previamente convenida; abstracta e impersonal, que implica que una ley no se concibe para resolver un caso en particular, sino que la mueve la generalidad de los casos que pueda abarcar y por último, que se reputa conocida, por lo cual nadie podrá argumentar que no la cumplió por desconocimiento.
Asimismo, una característica destacada de las leyes en los estados modernos es la ausencia de retroactividad; esto significa que su vigencia ocurre a partir de la fecha de la promulgación y no son aplicables a eventos ocurridos con anterioridad a la sanción. Este recurso impide la aplicación arbitraria de normas con fines punitivos, como puede ocurrir en estados totalitarios.
Se destaca que las leyes requieren en realidad de la participación de los tres poderes en los estados republicanos: son los parlamentos (poder legislativo) los que elaboran una ley, los jefes de estado (poder ejecutivo: presidente, primer ministro) los que promulgan o vetan esa norma y los jueces (poder judicial) los que vigilan su cumplimiento.
En contraposición, aquellas normas que surgen del acuerdo entre distintas naciones no llevan el nombre de ley, sino que se prefiere denominarlas tratados o convenios. Pese a considerarse como entes legales supranacionales, en las democracias modernas la totalidad de estos acuerdos entre países requieren de su aprobación por parte de los parlamentos locales para adquirir fuerza de ley. En algunos casos, este tipo de pactos son sometidos a plebiscito para lograr la opinión directa de los habitantes del país.
Como comentario de interés, el concepto de ley se aplica en otros ámbitos del conocimiento humano, como se describe para las leyes de la física o la química que gobiernan a los elementos, o a los principios fundamentales de la aritmética o el álgebra. Estas “normativas” son universales y, si bien son inmodificables, pueden aplicarse en beneficio del progreso humano. Muchas de estas leyes llevan el epónimo de su descubridor o sistematizador y se las conoce con esa nomenclatura en todo el mundo.

3. Concepto de Ley

El término proviene del latín lex o legis y refiere al precepto establecido por una suprema autoridad, cuya regla es constante y prohíbe o manda una cosa.
En el año 450a.C., se redactó la “Ley de las Doce Tablas”, que constituyó el primer código del derecho romano. Se cree que fueron escritos a partir de los reclamos plebeyos sobre sus derechos. Las Tablas incluían distintas áreas del Derecho e incluían castigos para algunos delitos.
La ley, tras el advenimiento del estado de derecho, es la norma emitida por el parlamento el cual representa la soberanía popular, por lo tanto, todos deben acatar a sus disposiciones. En sentido estricto de la palabra, es una de las normas que integran el ordenamiento y la de mayor rango luego de la Constitución.
En algunos casos, los gobiernos pueden dictar disposiciones generales con rango de ley, por ejemplo, los decretos legislativos, cuya emisión está regulada por la Constitución y circunscrita a una serie de determinados supuestos.
Encontramos también que en el ámbito de la física y la química, existen leyes que remiten al comportamiento de un fenómeno natural, expresados mediante fórmulas matemáticas y obtenidos a partir de los resultados de una serie de experimentaciones llevados a cabo con sistemas análogos.
De esta forma, las leyes de la naturaleza obedecen a sucesos naturales que se repiten bajo las mismas condiciones en todo tiempo y en todo lugar. El hombre ha intentado establecer y fijar las relaciones funcionales como leyes estadísticas; no originan los sucesos universales, sino que son reglas que el hombre interpreta a partir de ellas.
Algunas de ellas son, las leyes de conservación de la energía, la ley de fuerza de Newton, la ley de la gravitación universal, las ecuaciones de Maxwell, la teoría de la relatividad, entre otras.