Definición de Refrán

Refrán - Su Significado, Definición, Concepto e Importancia

Definición de: Refrán y su Importancia

Desde los principios de la humanidad que el Ser Humano sintió la necesidad de formar Grupos Humanos, teniendo en un principio la misión de poder trabajar en equipo y cooperar para poder llegar a obtener Mejores Bienes y Recursos en su búsqueda de alimento y materiales que puedan servir para poder brindar un refugio mejor para los miembros de esta comunidad que con el correr del tiempo fue creciendo cada vez más.

Es así que esto derivó en la creación de las primeras Aldeas o Tribus que tenían una organización bastante rudimentaria, donde lo más importante era el estrecho vínculo y el sentido de pertenencia que se poseía, generando lo que es conocido como Sentido de Pertenencia, donde no solo el sujeto forma parte de un grupo y es consciente de ello, sino que se siente a gusto de formar parte y se integra con facilidad a las actividades que allí se realicen.
Esta pertenencia está basada fundamentalmente en lo que es la Cultura y Religión, teniendo distintas manifestaciones que tienen como ejemplo la selección de ingredientes en la Gastronomía, las distintas obras literarias que estén cargadas de Modismos y Costumbres de la región de donde provenga el autor, y a su vez la influencia de Otras Culturas con las cuales el mismo está familiarizado.
De este modo, se considera como Patrimonio Cultural de una Nación o de una Comunidad en particular a todas las manifestaciones artísticas que provengan de determinados autores sobre todo cuando alguna de estas obras sea considerada como Referencial por definir algun aspecto en particular de la región, las tradiciones que allí se realizan o bien el Saber Popular que forma parte de las costumbres de sus habitantes.
Entre estos saberes destacamos la existencia de los Refranes, que dentro del género literario que representan consisten básicamente en enunciados cortos que forman parte de la Sabiduría Popular, teniendo en muchas ocasiones Autores Anónimos, mientras que podemos también encontrar a destacados escritores, poetas y artistas de toda índole que marcaron un antes y un después en la historia de dicha Nación.
Las diferentes recopilaciones de refranes reciben entonces el nombre de Refraneros, que suelen ser recopilados por autores de renombre dentro de un país, teniendo cada una de estas Frases o Enunciados Cortos la principal virtud de dejar una enseñanza o bien una frase que pueda ser aplicada a distintas dificultades u obstáculos de la vida cotidiana.

Concepto de: Refrán y Qué es

El refrán es aquel dicho popular agudo y sentencioso que suele contemplar un consejo o una moraleja.
Por ejemplo, una persona que normalmente se despierta temprano, ante algún comentario respecto de lo muy temprano que suele despertarse puede llegar a responder lo siguiente en orden a explicar el porqué de su comportamiento: al que madruga, Dios lo ayuda… Se dice que los refranes son sentenciosos porque justamente afirman con contundencia alguna cuestión; en el caso anterior sería la afirmación que Dios ayuda al que se levanta temprano, entonces, tendrá trabajo, el que no lo hace no lo tendrá.
Casi siempre el origen de tal o cual refrán se deberá a la experiencia de algún anciano o sabio, quien luego de toparse con un aprendizaje lo transmitió de ésta manera a las generaciones posteriores.
Si bien los autores de los refranes son desconocidos, también hay muchísimas frases literarias y bíblicas de autores conocidos que una vez difundidas y por su contundencia se convirtieron en refranes. En tanto, la temática de los refranes va desde los más elemental y básico, como puede ser la meteorología hasta cuestiones del destino.
De alguna manera, los refranes, en tiempos en que la tradición oral era la encargada de transmitir la sabiduría de una generación a otra, constituyeron el bagaje cultural del pueblo en cuestión.
La estructura de los mismos es pareada (estrofa de dos versos que riman entre sí) y pueden recurrir tanto a la prosa y al verso, como a figuras literarias, tales como elipsis, paralelismos, antítesis, para así facilitar esa perpetuación oral de la que hablábamos más arriba.
El refranero popular, por su lado, es la colección de enunciados breves, sentenciosos y populares, es decir, de refranes. A los mismos se los suele clasificar por zonas geográficas, lenguas o temáticas.
Algunos refranes populares: a lo hecho, pecho, hombre prevenido vale por dos, el que trabaja no come paja…

Significado de: Refrán y sus Usos

1. Frase o sentencia que transmite de manera breve y concisa un mensaje ingenioso, instructivo y a menudo moral, elaborado de forma artística y dotado por lo general de un sistema de rima interna: el abuelo solía inventarse refranes para justificar todas sus acciones. 2. Estribillo, secuencia poética que se repite al final de diversas estrofas dentro de un poema o canción: con sólo escuchar una vez la tonadilla, ya me aprendí el refrán.

Sinónimos
Proverbio, sentencia, dicho, paremia, aforismo, máxima, frase, fórmula, moraleja, pensamiento, agudeza, estribillo, canción.

Modismos
Tener muchos refranes, o tener refranes para todo. [Uso figurado y familiar] Encontrar salidas y recursos para cualquier cosa.

(2) [Filología]

El término, en su acepción de "estribillo", es un galicismo de uso muy infrecuente en español, que prefiere por lo general el término "estribillo". En castellano antiguo, sin embargo, parece que fue común el empleo de "refrán" como sinónimo de "estribillo". Así lo indica el infante don Juan Manuel en el Libro de las Armas: "Ficieron un cantar de que non me acuerdo sinon el refrán que dice: Rey vello que Deos confonda, / tres son éstas con a de Malonda".

(1) [Filología y Antropología] Refrán.

Refrán y paremia

El refrán es una de las principales subcategorías de la paremia, que es el nombre genérico de todas las frases o proposiciones que transmiten de manera breve y concisa un mensaje ingenioso, instructivo y a menudo moral o irónico.

Dentro de las seis tipologías de las paremias establecidas por Julia Sevilla Muñoz, el refrán entraría dentro de la primera de ellas, la de las "paremias propiamente dichas", junto con el adagio, el apotegma, el dialogismo, la frase proverbial, la máxima, el principio, el proverbio, la sentencia y el wellerismo.

Refrán y proverbio

En español, las voces "refrán" y "proverbio", que corresponden a las más comunes de las paremias, funcionan a menudo como sinónimos. Sin embargo, desde antiguo ha existido una distinción entre ambos términos: "refrán" se ha asociado siempre al registro más popular y tradicional, mientras que "proverbio" ha identificado siempre al más culto. Tal distinción ha sido operativa desde la misma Edad Media. Efectivamente, Íñigo López de Mendoza, el Marqués de Santillana, compuso en el siglo XV una colección de Proverbios en metro y estilo muy artificiosos y elaborados, mientras que su colección de Refranes que dizen las viejas tras el fuego es una variada y heterogénea colección de paremias sencillas, anónimas y de inconfundible sabor folclórico.

Características esenciales del refrán

Un refrán es una unidad de discurso y al mismo tiempo un género literario que comparte diversos rasgos propios de todas las paremias:

- la brevedad.

- el carácter sentencioso.

- el carácter fijo y coherente.

Pero el refrán tiene además algunos otros rasgos específicos:

- la estructura rítmico-poética: efectivamente, el refrán posee normalmente un tipo de rima interna que no se identifica necesariamente con el verso, pero que constituye en sí mismo un rasgo poético. Emplea, por otra parte, recursos estilísticos (la anáfora, el hipérbaton, los efectos sonoros, el quiasmo, la metonimia, la sinécdoque, la metáfora, la ironía, etc.) propios del lenguaje de la poesía. Este rasgo singulariza al refrán frente a otras tipologías de paremias de carácter esencialmente prosístico (frases hechas, apólogos, etc.).

- la tradicionalidad: un refrán es una unidad de discurso rítmico-poético anónimo, que se transmite por vía esencialmente oral y sin conciencia de autor en el seno de una comunidad lingüística y cultural, especialmente entre las clases menos letradas. Pese a su carácter esencialmente fijo y coherente, en muchas ocasiones sus usuarios pueden llegar a imprimir en él las variantes propias y distintivas de la literatura de tipo tradicional. Este rasgo le distingue de otras tipologías de paremias de carácter esencialmente más culto, letrado, cerrado y "de autor", como son los proverbios, axiomas, etc.

- la condición de vehículo de descripciones y conocimientos.

- la condición de transmisor de normas de ideología o de moral aceptadas por algunas o por todas las personas (especialmente por las de cultura más tradicional) de una comunidad. El carácter endoculturador o prescriptivo del refrán puede ser de tipo

* positivo y asertivo

* negativo, irónico o humorístico.

- la intertextualidad y el pragmatismo: el refrán establece una relación pragmática y activa con la situación y con el entorno sociocultural en que se emplea, ya que es característico que un refrán se pronuncie porque "venga a cuento" o "a propósito" de determinadas situaciones en el momento en que afectan a su emisor.

- el multilingüismo y la multiculturalidad: como unidades de discurso tradicional (al igual que las canciones o los cuentos) muchos refranes han vivido, a lo largo de períodos históricos muy dilatados, en lenguas y culturas diversas. La literatura comparada ha demostrado que los mismos o muy parecidos refranes pueden expresarse y cumplen su función en lenguas y en el seno de pueblos muy diferentes. Curiosamente, en el campo de los refranes no son operativas algunas categorizaciones de tipo geográfico-cultural en tanta medida como lo son en relación con otros repertorios de la literatura tradicional (canciones, cuentos, etc.). Así, no puede hablarse de un refranero románico, occidental, indoeuropeo, etc., porque se ha demostrado que muchos refranes tienen difusión prácticamente universal y suelen trascender categorías cerradas de este tipo. Por ejemplo, se han detectado estrechas coincidencias entre el refranero europeo y el africano.

El intergenerismo

Como unidad de discurso breve, intertextual y pragmático en relación con la situación en que se emplee, el refrán puede funcionar como o dentro de otros géneros literarios tradicionales. Los refranes pueden ser en ocasiones cantados, y las canciones pueden ser a veces convertidas en refranes. Es por ello que Margit Frenk ha hablado de "refranes cantados" y de "cantares proverbializados". Muchos refranes se pueden insertar también dentro de romances o baladas, cuentos, leyendas, etc. Y, en ocasiones, hasta pueden ser utilizados como adivinanzas.

Definiciones e interpretaciones acerca del refrán

De acuerdo con las características esenciales del refrán definidas anteriormente, se puede decir que un refrán es una unidad de discurso literario que comparte diversos rasgos propios de todas las paremias (la brevedad, el carácter sentencioso y el carácter fijo y coherente), además de otros rasgos específicos como son la estructura rítmico-poética, la tradicionalidad, la anonimia, la condición de vehículo de descripciones y conocimientos, la condición de transmisor de normas de ideología o de moral aceptadas por algunas o por todas las personas de una comunidad, la intertextualidad, el pragmatismo, el multilingüismo, la multiculturalidad y el intergenerismo.

De los refranes se han dado innumerables (y muchas veces enfrentadas y polémicas) definiciones a lo largo de la historia. Una de las más célebres es quizás la de Roman Jakobson, que en 1952 lo definió como "la mayor unidad lingüística codificada" al tiempo que "la más pequeña totalidad poética". También Archer Taylor, en 1965, dio otra célebre definición del refrán como "el ingenio de uno y el saber de muchos". Uno de los máximos teóricos y sistematizadores de la literatura paremiológica, el soviético G. L. Permjakov, señaló en 1968 que todos los refranes y proverbios son variantes de enunciados correspondientes a cerca de un centenar de situaciones que pueden ser clasificadas según cuatro invariantes que él consideraba de tipo lógico-semántico:

- si hay A, hay B.

- si A tiene la cualidad x, tiene la cualidad y.

- si B depende de A y si A tiene la cualidad x, B tendrá la cualidad x.

- si A tiene una cualidad positiva y B no la tiene, A es mejor que B.

Esta clasificación, que Permjakov pretendía que fuera universal, estaba acompañada dentro de su sistema por una clasificación lingüística, y completada por unas directrices de estudio del contexto etnológico en que funcionan los refranes.

Otro de los máximos teóricos de la literatura paremiológica, el finlandés M. Kuusi, estableció en 1972 hasta veintiún esquemas semánticos fundamentales (basados esencialmente en la oposición de una sentencia frente a dos, frente a muchas o frente a todas) a los que podían acogerse todos los refranes. A. J. Greimas propuso, en 1970, considerar los refranes como conjuntos de sentidos en cuyo análisis debían tenerse en cuenta sus rasgos denotativos y connotativos, y sus valores en cuanto metáforas, imágenes y perífrasis. En I proverbi: struttura delle definizioni (Los proverbios: estructura de las definiciones,1971), A. Cirese propuso una interpretación esencialmente semiótica de los refranes. La búsqueda de los valores simbólicos, de los significados antropológicos y de la dimensión psicoanalítica guiaron las investigaciones sobre los refranes que propusieron F. Loux y P. Richard en Sagesses du corps (1978). Hoy en día, se han planteado innumerables perspectivas de estudio (comparatista, funcionalista, estructuralista, etnológica, psicoanalítica, etc.) de la literatura paremiológica de todos los pueblos del mundo. Un panorama completo del estado de la investigación actual puede encontrarse en los diversos volúmenes de la International Proverb Scholarship: An Annotated Bibliography (La investigación internacional sobre los proverbios: una bibliografía anotada,1982-1993), de Wolfgang Mieder. Y también en los estudios que cada año se publican en las revistas científicas dedicadas con carácter monográfico al género de las paremias, como son la estadounidense Proverbium y la española Paremia.