Cuál es el Significado de Otoño - Concepto, Definición, Qué es Otoño

Definición de Otoño


Otoño: Definición, Concepto, Significado, Qué es Otoño

1. Concepto de Otoño

Otoño es un término que tiene su origen en el vocablo latino autumnus. El concepto permite nombrar a la estación que, de acuerdo a la astronomía, se inicia con el equinoccio otoñal y se extiende hasta el solsticio invernal.
En el hemisferio sur, el otoño comienza el 21 de marzo y finaliza el 21 de junio, cuando empieza el invierno. En el hemisferio norte, en cambio, el otoño abarca del 21 de septiembre al 21 de diciembre. El orden de las estaciones es el siguiente: otoño-invierno-primavera-verano, un ciclo que se repite en todo el planeta.
El otoño se caracteriza por la caída de las hojas de aquellos árboles que forman parte del grupo de los caducifolios. Los árboles de este tipo, a diferencia de los perennes, renuevan sus hojas cada año. Con la llegada del otoño, por lo tanto, las hojas adquieren un color amarillento o amarronado y caen al suelo una vez que están secas. Durante el invierno, los árboles caducifolios permanecen “desnudos” y recién vuelven a exhibir su follaje en la primavera.
Aunque sus características varían según la región geográfica, lo habitual es que, en el otoño, las temperaturas desciendan respecto al verano, alcanzando los niveles más bajos del año en el invierno.
A nivel simbólico, el otoño se asocia a la madurez o al ocaso de la vida. Por ejemplo: “Nunca pensé que, en el otoño de mi existencia, volvería a enamorarme”, “El cantante sabe que está transitando el otoño de su carrera y desea retirarse con una última gira”, “Estoy en mi mejor momento, todavía falta para que llegue el otoño y la etapa de reposo”.


2. Significado de Otoño

El otoño es una de las cuatro estaciones del año, que inicia en el llamado equinoccio de otoño y finaliza en el solsticio de invierno. En el hemisferio norte, la estación inicia 23 de Septiembre, mientras que en el hemisferio sur comienza el 21 de Marzo. Al ser una transición entre el verano y el invierno, durante el otoño la llegada de la noche comienza a ocurrir mucho más temprano.
Pese a que desde una perspectiva astronómica la entrada del otoño tiene una fecha exacta, en la realidad su llegada ocurre en fechas distintas en varias partes de la Tierra. Así, los meteorólogos definen a la estación utilizando meses completos, siendo Septiembre, Octubre y Noviembre en el hemisferio norte y Marzo, Abril y Mayo en el hemisferio sur.
Tradicionalmente, la estación ha sido asociada con la cosecha, siendo esta una imagen predominante para la estación en la cultura occidental. Muchos países y regiones celebran los festivales de la cosecha más importantes en estas fechas, y a pesar de que una gran mayoría de los alimentos son cosechados en otoño, a la estación se le asocia con cosas como las calabazas o las manzanas.
En el lenguaje poético y literario, el otoño suele estar estrechamente relacionado con la melancolía. La caída de las hojas, los cielos nublados, el fin del verano y el invierno en el horizonte han dado a muchos autores material para ubicar historias tristes en esta estación. Algunos ejemplos notables son la Canción de Otoño, del poeta francés Paul Verlaine, y la obra “The Wild Swans at Coole“, del irlandés William Buttler Yeats.
En la cultura anglosajona, y más especificamente en la estadounidense, el otoño también está estrechamente relacionado con la celebración de Halloween y el día de acción de gracias.
Durante la estación, algunas zonas se caracterizan por producir paisajes bastante vistosos, gracias a la coloración única en las hojas de los árboles.


3. Qué es Otoño

La palabra otoño designa a una de las cuatro estaciones del año que se sucede entre el invierno y la primavera y por supuesto, de acuerdo a la parte del hemisferio en el cual se esté, esta estación presentará variaciones en su inicio. Formalmente, en el hemisferio norte comienza el 21 de Septiembre y finaliza el 21 de Diciembre y por su lado, en el hemisferio sur se extiende desde el 21 de Marzo al 21 de Junio.
En tanto, como consecuencia que generalmente el clima y las características de la estación se repiten durante los meses completos de septiembre, octubre y noviembre, en el hemisferio norte y marzo, abril y mayo en el hemisferio sur, es que también en estos meses se habla de otoño aunque efectiva y formalmente no lo sea.
Entre las características más apreciables a simple vista y sensibilidad de esta estación se pueden destacar las siguientes: las temperaturas comienzan a descender, apreciándose una marcada diferencia respecto de las predominantes hasta el momento, los días empiezan a acortarse, es decir, amanece más tarde y alrededor de las cinco de la tarde ya empieza a caer la noche, las hojas de los árboles empiezan a mutar de color, primero se tornan amarillentas, luego se vuelven hacia un color café, hasta que se secan, se desprenden de los árboles, cayendo finalmente al suelo con la ayuda inestimable del viento que por esta época empieza a soplar más fuerte y hace que las mismas, como dijimos, caigan. Muchas de estas condiciones que mencionamos son las que nos anuncian y nos irán preparando para atravesar la siguiente estación del año, la más dura de todas, para muchos: el invierno.
Por otra parte, los animales también empiezan a activarse aún más, ya que por estos tiempos empiezan a prepararse para hibernar, comiendo y guardando en sus “hogares” grandes cantidades de alimentos para así soportar el invierno. Y también, el otoño, resulta ser la estación ideal para cosechar, por ejemplo girasol, maíz.
En otro sentido, para muchos, el otoño suele disparar sentimientos de nostalgia, tristeza y melancolía.
Otro de los usos que recibe el término es para referir a la edad madura, próxima a la vejez de un individuo. Por ejemplo, Laura se encuentra atravesando el otoño de su vida.